El vals

El vals ha perdurado hasta nuestros días como uno de los bailes preferidos de todos los tiempos.
Es un baile que se ha adaptado siempre a las modas cambiantes, a lo largo de sus décadas de existencia. Llegó a ser el baile más popular del siglo XIX.

De origen incierto; parece que proviene de las danzas populares Austro-Germano y de la Carmagnole Francesa. No obstante, hasta la mitad del siglo XVIII no hay documentos que confirmen el vals como una danza con personalidad definida.

Se cree el nombre parece provenir de la palabra alemana WALZEN, que a su vez viene del latín VOLVERE, e indica un movimiento rotativo.

Este baile se caracterizaba por la serie de giros que realizaban las parejas.
El vals ha sido utilizado por grandes compositores como Mozart, Strauss, Beethoven, Chopin, Wagner, etc.
Los mejores Valses se crearon en los suburbios de Viena donde los vieneses se sentaba a escuchar música interpretada por sus propias bandas.

Cuando llegó la época de la primera guerra mundial, una nueva generación de bailarines se rebeló contra los “viejos” Valses Vieneses y empezó a notarse la influencia de los movimiento provenientes de Estados Unidos.

Había comenzado a producirse una revolución en el estilo del Vals y dándole a conocer en el baile de salón un término muy conocido como inglés English Valtz, que se hizo muy popular en 1910; deriva del Género Boston que se llevó de estados unidos, y se conoce como “Vals Lento o Inglés”.

También te podría gustar...